do.acetonemagazine.org
Nuevas recetas

He aquí por qué el último libro de cocina de Mark Bittman es su próxima gran cocina esencial

He aquí por qué el último libro de cocina de Mark Bittman es su próxima gran cocina esencial



We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


Lo que va al plato de comida estadounidense ha cambiado radicalmente en las últimas décadas, algo que Mark Bittman sabe muy bien, como célebre autor de libros de cocina, columnista y conferencista.

El autor más vendido comenzó a escribir libros de cocina hace 25 años, es uno de los mayores defensores de un estilo de vida a favor de las plantas y dice que su último trabajo es un guiño al gran cambio cultural hacia la alimentación basada en plantas que ha presenciado y ha sido un parte de la crianza.

Manténgase al día sobre lo que significa saludable ahora.

Suscríbase a nuestro boletín diario para obtener más artículos excelentes y recetas deliciosas y saludables.

Cena para todos, El último libro de Bittman, es un guiño a las constantes luchas de los cocineros caseros, que a veces quieren hacer algo saludable, a veces quieren hacer algo elegante, pero a menudo solo necesitan tener comida en la mesa rápidamente.

En un guiño a esos deseos que a menudo compiten, el libro ofrece tres variaciones de 100 platos icónicos diferentes, desde ensalada César, curry tailandés, guisos y tartas. Con ayuda de códigos de colores y la etiqueta "fácil", "vegano" y "total", ofrece una versión rápida entre semana, una versión vegana a base de plantas y una versión fantástica para celebraciones, cenas o simplemente cuando quieras. tener el tiempo y la inclinación para cocinar algo realmente bien.

“El libro pasó por muchas iteraciones. Comenzó como un 'bueno, mejor, mejor'. Pero al final del día, lo analizamos detenidamente y nos preguntamos qué es lo que la gente realmente quiere que podamos ofrecer y que podamos hacer bien ". Bittman dijo, en una entrevista telefónica con Luz de cocción. Se decidió por la versión final porque "todo el mundo quiere comida rápida, mucha gente quiere poder cocinar algo realmente especial para sus seres queridos y todo el mundo sabe que deberíamos comer más a base de plantas".

Fácil

Aunque muchos de los platos (sushi, paella, coq au vin) se ven muy elegantes, Bittman no quiere que el libro intimide a los nuevos cocineros. "Todo el mundo se queja de que es difícil aprender a cocinar, así que [quería] hacer un montón de recetas sencillas y rápidas para preparar la cena".

Bittman dijo que este libro sirve como una excelente introducción para aprender realmente a cocinar comidas de aspecto impresionante, la mayoría de ellas en 30 minutos o menos.

Y ha preparado una receta sencilla y satisfactoria para casi cualquier cosa que pueda desear, ya sea curry, pizza, tacos o incluso barbacoa coreana.

Vegano

Cada plato que Bittman ha elegido tiene una opción vegana real, que incluye un asado, escalope e incluso una cena dominical. El motivo tiene mucho que ver con las creencias y los escritos de Bittman sobre la priorización de la alimentación basada en plantas, incluso si solo lo hace (como él) durante parte del día.

Se ha demostrado que consumir una dieta más basada en plantas ofrece importantes beneficios para la salud, desde la reducción de enfermedades crónicas hasta una mayor longevidad. Y estos beneficios se pueden disfrutar incluso si no renuncia a la carne por completo. Bittman sabe que volverse vegano a tiempo completo es un compromiso importante, y quería una forma de ayudar a las personas a aprender a cocinar “alimentos vegetales” sin tener que comprometerse a comprar un libro de cocina estrictamente vegano.

“Tome la ensalada de pollo: la idea no era averiguar cómo podemos imitarla en la versión basada en plantas. La idea era entender qué hay en el alma de la ensalada de pollo ", dijo Bittman. “No estábamos tratando de usar carne falsa en las cosas. Intentamos quedarnos con la esencia fundamental del plato original y sus sabores, en lugar de tratar de burlarnos de la perspectiva de la carne ". ¿El resultado? Además de una ensalada de pollo con maíz y miso de 20 minutos y una ensalada de pato braseado con aderezo picante, agridulce, hay una receta para la "Ensalada de todo menos el pollo", que incluye jícama y semillas de girasol crudas. , junto con el tradicional estragón, apio y cebolla.

Como tal, aquí no encontrará carnes veganas falsas procesadas ni alternativas lácteas. Además de un puñado de recetas de tofu y tempeh, la mayoría de los platos veganos se centran en hacer que las verduras, los cereales y las legumbres sean las estrellas de una comida.

Tampoco todos los libros de cocina veganos son saludables; muchos ofrecen alimentos reconfortantes ricos en calorías que no contienen productos de origen animal. Bittman dice que se aseguró de que estos platos veganos fueran realmente saludables y tampoco requirieran superalimentos costosos. La receta de tacos crujientes de maní, por ejemplo, una de las favoritas de Bittman, está hecha de tomates enlatados, champiñones frescos, maní tostado y otros ingredientes simples que se pueden encontrar fácilmente en cualquier supermercado local.

"He estado escribiendo libros de cocina durante generaciones:Cómo cocinar todo se publicó hace 20 años, y las cosas han cambiado ", dijo Bittman." No había muchos platos principales basados ​​en plantas en Cómo cocinar todo. Este libro representa ese cambio ".

Completamente

El tercer propósito (y posiblemente el más divertido) de este libro es desarrollar su confianza para poder no solo cocinar para sus seres queridos, sino también tener en su arsenal algunas recetas que agradarán a la multitud en las que apoyarse cuando lo haga. Algunos de sus tapones incluyen un tortelloni de langosta en mantequilla marrón, una bouillabaisse clásica de 2 horas y una costilla con popovers y tuétano au jus.

Bittman dijo que él y su equipo han estado trabajando juntos durante más de 10 años y no se conformarán con algo que no sea fantástico. Pasaron tres años desarrollando las 300 recetas enumeradas en este libro, y Bittman y compañía han examinado (y aprobado) cada uno de estos platos.

“Creemos que cocinar para familiares y amigos es importante desde una perspectiva social, psicológica y de salud”, dijo Bittman. “[Estas recetas están] bien pensadas, probadas y equilibradas. Quieres unir las cosas de una manera que realmente tenga sentido, y creo que lo hacemos tan bien o mejor que nadie ".

Ya sea que esté entreteniendo a una multitud de comensales quisquillosos o tratando de impresionar a los paladares refinados, buscando incursionar en la alimentación basada en plantas o simplemente tratando de lograr hacer una receta que sepa como se supone que debe, este libro es para usted.


Por qué el libro de cocina VB6 de Mark Bittman debería ser el próximo libro que compre (revisión)

Si está buscando formas divertidas y sencillas de comer de forma más saludable, aquí tiene un libro que demostrará ser un sueño hecho realidad para usted. El libro de cocina de VB6: Más de 350 recetas para comidas veganas saludables durante todo el día y deliciosas cenas flexibles por la noche no solo le brindan recetas deliciosas y fáciles de preparar que no le permitirán romper el banco, hace que comer sea más divertido y ... sí & # 8230 más sabroso.

Bueno. Antes de que me acusen de confundir mi Blog de autoayuda con mi Blog de comida (Pon a cocinar) permítanme asegurarles que estoy publicando una reseña de un libro de cocina en Self Help Daily por una excelente razón. Verás, esto no es & # 8217t sólo Un libro de cocina. Este libro es en realidad parte de un programa para mejorar la vida, el plan VB6 de Mark Bittman. Todo lo que pueda mejorar la salud y la vida de alguien es perfecto para un blog de autoayuda y superación personal.

¿Alguna vez has escuchado el término & # 8220flexitario? & # 8221 Flexitarista se refiere a una relación con la comida que no es & # 8217t 100 por ciento estrictamente vegana. Es una forma de comer que es flexible, lo que significa que más personas se pegarán a ella. El programa VB6 de Mark Bittman & # 8217 es simplistamente hermoso: simplemente comes vegano antes de las 6:00 pm. El programa ha ayudado a un gran número de personas a mejorar su salud, perder peso y sentirse mejor de lo que se sentían en años.

¿Ver? ¡Te dije que este libro encajaba perfectamente en un blog de superación personal!

A continuación se muestran las 10 razones principales por las que no debe esperar otro día antes de comprar el libro de cocina VB6:

  1. Precioso libro. Siempre que reviso un libro sobre Autoayuda diariamente o Get Cooking, siempre presto mucha atención a mi primera impresión del libro. ¿Está bien hecho (lo que significa que resistirá años de uso y disfrute)? Es atractivo? ¿Parece que los editores se tomaban en serio impresionar a los lectores o su corazón estaba a medio camino? El libro de cocina VB6 es un verdadero espectador. El hermoso libro de tapa dura de más de 250 páginas lo es todo, visualmente, me gustaría que fuera un libro.
  2. Mark Bittman. Período. Decir que cocino mucho es un eufemismo ridículo. Estoy en mi cocina más a menudo que un sacerdote en la iglesia. Rara vez soy más feliz que cuando cocino comidas para mi familia y ME ENCANTA probar nuevas recetas tanto como ME ENCANTA usar y reutilizar las recetas favoritas. Mark Bittman es el autor de muchas de mis recetas favoritas. Cuando quiero probar una nueva receta para algo en particular, recurriré a las recetas de Mark Bittman antes de recurrir a muchos chefs famosos de renombre. Sus recetas nunca fallan, es tan simple como eso.
  3. Alimentación saludable = vida saludable. No hace mucho, pasé unos días en la sala de espera de un centro quirúrgico de cardiología. Estaba con un miembro de la familia que era MUY demasiado joven para encontrarse con una bata de hospital en un lugar así. Lo triste fue que, mientras miraba a mi alrededor, vi MUCHAS personas que eran MUY demasiado jóvenes para estar donde estaban. La enfermedad cardíaca no es simplemente aterradora, golpea a más y más personas y las golpea a edades más tempranas. Simple y llanamente, es la dieta estadounidense y hay que hacer algo al respecto. Estamos creando nuestra propia plaga de proporciones bíblicas y si la gente no se despierta y comienza a comer más sano, se encontrará en hospitales, departamentos de cardiología y cosas peores.
  4. BESO. No, no el grupo de rock. BESO como en Keep It Simple, Stupid. Este libro & # 8211 o más al grano, este programa & # 8211 hace que empezar a comer de forma más saludable sea indoloro e increíblemente sencillo. Si no sabe por qué eso es importante, debe haberse saltado el número 3.
  5. ¡Comida deliciosa! Incluso si, de alguna manera, no asoció estas recetas con una alimentación más saludable, todavía le encantan los deliciosos sabores.
  6. Comida divertida. Tanto si eres una de esas personas que viven para cocinar (como yo) como si prefieres hacer cualquier cosa PERO cocinar, te encantará The VB6 Cookbook. Las recetas son divertidas, creativas y se mezclan un poco en la cocina. Encontrarás recetas que estarás muy emocionado por ti y querrás probarlas el mismo día que recibas el libro. De hecho, hice mi primera receta (Chipotle & # 8220Mayo & # 8221) de The VB6 Cookbook dentro de las 2 horas posteriores a la recepción del libro por correo. Eso es un nuevo récord, incluso para mí.
  7. Tu familia. Si bien este puede relacionarse un poco con el número 3, es lo suficientemente importante como para obtener su propio número. Cuantas más comidas saludables pueda alimentar a su familia, mejor será su salud. No sólo les está dando comida sana y saludable en una comida en particular, sino que les está introduciendo a una relación completamente nueva con la comida. Pronto se darán cuenta de que una alimentación más saludable es en realidad más sabrosa que una alimentación poco saludable. Cuando se llega al grano, la mayoría de los alimentos no saludables saben prácticamente lo mismo. Frito. Graso. Salado. La forma de comer VB6 introducirá a sus seres queridos en un mundo de maravillosos sabores que & # 8217 les hará enamorarse de una alimentación más saludable. Aquí & # 8217 hay un pequeño secreto sobre la alimentación saludable & # 8211; puede mantenerlo entre usted y yo, los hijos y los cónyuges no tienen que saberlo: la alimentación saludable se vuelve adictiva. Cuando te deshagas de las cosas malas, te encontrarás deseando las cosas buenas. Donde dijiste una vez, & # 8220Necesito una hamburguesa con queso grande y grasosa con un granjero y una gran cantidad de tocino, & # 8221 usted & # 8217 se encontrará pensando, & # 8220Tengo que tomar un batido de cereza, vainilla y una tarta de verduras o tal vez carne de res y apio de Schezuan.. & # 8221 (3 de las recetas del libro). No sé por qué, pero mi experiencia es que cuanto más sano comes, más sano quieres comer. Lamentablemente, lo mismo ocurre con la alimentación poco saludable.
  8. Motivación e inspiración. Las primeras páginas del libro incluyen Mark Bittman & # 8217s & # 8220Mi historia.& # 8221 La introducción motivacional te hace aún más comprometido con comer bien. Básicamente, te subes al barco con el autor y aceptas emprender un viaje más saludable con él. Él es uno de esos autores que escriben de una manera que te hace sentir como si te estuviera hablando personalmente. Leer sus libros (e incluso sus recetas) se siente como si estuvieras teniendo una pequeña visita agradable con él. Este tipo de escritura no se puede enseñar, es un regalo y cuando fue dotado, fue dotado generosamente.
  9. Información y asesoramiento más allá de las recetas. Después de la maravillosa Introducción, las páginas 12 a 45 presentan el plan VB6 a la perfección. Hay gráficos, información, planes de comidas, ideas, sugerencias y más. También hay consejos e ideas personalizados con cada receta en el libro & # 8211 incluyendo & # 8220variations & # 8221 y & # 8220more ideas. & # 8221
  10. Tú & # 8217 eres el jefe de ti. Si bien el programa VB6 es mejor (como en usted & # 8217 verá la mayoría de los resultados) si lo sigue según lo diseñado, cuando todo & # 8217s dicho y hecho, ¡usted & # 8217 es el jefe de usted! Si desea acercarse estrictamente al programa y comer vegano antes de las 6:00 la mayoría de los días, si no todos, ¡hágalo! Si simplemente desea agregar MÁS comidas vegetarianas a su dieta, entonces acérquese al libro de cocina de esa manera. Si simplemente está buscando nuevas recetas frescas y saludables para servir a su familia, el libro de cocina sigue siendo imprescindible.

Algunas de las recetas que te encantarán:

  • Chipotle & # 8220Mayo & # 8221 (¡la primera receta que hice del libro y # 8211 deliciosa! Este & # 8220mayo & # 8221 es un gran aderezo para verduras y es excelente como condimento para hamburguesas o empanadas de proteínas)
  • Pimientos picantes y dulces revueltos
  • Pico de gallo
  • Mantequillas de nueces
  • Ensaladera de todos los días
  • Pan de cuchara de arándanos
  • Carne Schezuan y apio
  • Batido de cereza y vainilla
  • Batido de aguacate y plátano
  • Batido matutino
  • Chuleta de cerdo asada en sartén
  • Sorbete de frambuesa en un palito
  • Tostada verde
  • Caramelo De Fruta
  • Trufas tropicales congeladas
  • Paella Roja con Vieiras
  • Frijoles, Camarones e Hinojo
  • Dip de frijoles al sudoeste con pimientos (frijoles negros, clavo, cilantro & # 8230)
  • Sopa Roja
  • Sopa cremosa de tomate
  • Granos de frijoles cocidos
  • Pudín de arroz con frutas asadas a fuego lento
  • MUCHOS MUCHOS MUCHOS más.

De la contraportada:

El revolucionario plan de dieta de Mark Bittman # 8217, presentado por primera vez en el VB6 más vendido del New York Times: Come vegano antes de las 6:00 para bajar de peso y restaurar tu salud. . . for Good (haga clic para ver la versión de tapa dura de este bestseller & # 8211 también está disponible una edición Kindle), ha sido aclamado como & # 8220compelling & # 8221 (Publisher & # 8217s Weekly), & # 8220commonsense & # 8221 (Washington Post), & # 8220sustainable & # 8221 (TheKitchn.com), y un & # 8220 pequeño cambio indoloro & # 8221 que puede tener un & # 8220 enorme impacto & # 8221 (Salon.com). Ahora amplía su enfoque atractivo, simple y razonable de la cocina flexitariana con un libro de cocina complementario, que presenta cientos de nuevas y deliciosas formas de hacer de VB6 su estilo permanente de comer. Nunca ha sido más fácil comer vegano antes de las 6:00 y deliciosamente todo el tiempo.

Espero que haga clic y eche un vistazo más de cerca a The VB6 Cookbook: Más de 350 recetas para comidas veganas saludables durante todo el día y deliciosas cenas flexibles por la noche. 8217m divirtiéndome con las maravillosas recetas.

Sé que le encantará The VB6 Cookbook tanto como a mí.

Nota: Recibí este libro del programa Blogging for Books a cambio de esta reseña. Las opiniones son completamente mías.


He aquí por qué el último libro de cocina de Mark Bittman es su próxima gran cocina esencial: recetas

Cómo cocinar todo (edición del décimo aniversario completamente revisada)

2,000 recetas simples para una excelente comida

Descripción

El galardonado How to Cook Everything de Mark Bittman ha ayudado a innumerables cocineros caseros a descubrir las recompensas de la cocina sencilla. Ahora, el libro de cocina definitivo ha sido revisado y ampliado (casi la mitad del material es nuevo), por lo que es absolutamente indispensable para cualquiera que cocine y quiera. Con las sencillas instrucciones y los consejos de Bittman, podrá preparar alimentos agradables para el público utilizando ingredientes frescos y naturales, técnicas sencillas y equipo básico. Aún mejor, descubrirás cómo relajarte y disfrutar en la cocina mientras preparas deliciosas comidas para cada ocasión. ¡Fotos en color y recetas actualizadas, disponibles en octubre de 2019! & # 160

"No pasa una semana en la que no saco Cómo cocinar todo del estante, así que estoy emocionado de que haya una nueva edición revisada". ¡Mi original se está cayendo a pedazos! & Quot
& mdash Al Roker

& quotEsta nueva generación de Cómo cocinar todo hace que mi elección de libro de cocina & # 39desert island & # 39 sea simplemente universal. Ahora legaré mis libros de cocina a un coleccionista. Solo necesito este.
y mdash Mario Batali

& quotMark Bittman ha hecho lo imposible, mejorando su ahora clásico Cómo cocinar todo. Si necesita conocimientos técnicos, aquí & # 39s dónde encontrarlos & quot.
y mdash Bobby Flay

& quotMark Bittman es un gran cocinero y un profesor increíble. En esta segunda edición, Mark ha perfeccionado el original, por lo que este libro es imprescindible para todas las cocinas.
y mdash Jean-Georges Vongerichten

& quot; Tire todas sus recetas antiguas y compre Cómo cocinar todo. Las recetas de Mark Bittman son infalibles, fáciles y más modernas que cualquier otra ''.
& mdash Isaac Mizrahi

"Generoso, minucioso, confiable y necesario, Cómo cocinar todo es una referencia indispensable tanto para los cocineros experimentados como para los principiantes".
& mdash Mollie Katzen, autora del libro de cocina de Moosewood

& quot; Aprendí a cocinar con How to Cook Everything de una forma que me da la libertad de ser creativo. Esta nueva edición será mi regalo para las nuevas parejas o para una inauguración de la casa si tiene este libro, realmente no necesita ningún otro ''.
& mdash Lisa Loeb, cantante y compositora

Elogios para Cómo cocinar todo (edición del décimo aniversario completamente revisada): 2,000 recetas simples para una excelente comida& hellip

& # 8220 & # 8230el volumen todo en uno con la mejor relación calidad-precio disponible. Incluso con más de todo para cocinar, este enorme tomo es navegable. Ya sea que la primera edición esté en sus estantes o no, los cocineros caseros de todos los niveles querrán obtener esta. & # 8221 (Editores semanales, 1 de septiembre de 2008)


Aprenda a cocinar con los mejores libros de cocina para principiantes

Debido a los cierres de restaurantes y las medidas de distanciamiento social implementadas para ayudar a combatir el coronavirus, muchas personas actualmente están cocinando en casa por primera vez. Pero, ¿qué pasa si no tienes idea de cómo cocinar (y mucho menos qué hacer)? ¡Estos útiles libros de cocina para principiantes son excelentes lugares para comenzar!

Nunca es demasiado tarde para aprender algo nuevo, especialmente cuando se trata de cocinar. Estos libros de cocina destacan a los chefs con diferentes perspectivas sobre cómo aprender a disfrutar de la cocina. Ya sea que tenga una familia o esté felizmente volando solo, hay formas de hacer que su cocina y los ingredientes existentes funcionen para usted y su apetito. Incluso si recién está aprendiendo a hervir agua, estos chefs se encontrarán con usted donde se encuentre y le enseñarán que cocinar es más que una necesidad: puede convertirse en una pasión.

"Where Cooking Begins" de Carla Lalli Music, $ 14.69 en Amazon

Carla Lalli Music simplifica la cocina en términos simples y comprensibles. Inspirada por las comidas que prepara para su propia familia, su guía describe seis técnicas de cocina que considera absolutamente indispensables. También da pautas sobre cómo hacer cambios y sustituciones para que nunca se sienta atrapado en una rutina de recetas. Comprar ahora

"Salt Fat Acid Heat" de Samin Nosrat, $ 20.98 en Amazon

¿Qué hace que una comida sea deliciosa? Todo comienza con la coexistencia de estos ingredientes. La chef Samin Nosrat ha enseñado a cocineros profesionales y a estudiantes de secundaria cómo cocinar con su filosofía revolucionaria. Las comidas son tan deliciosas como simples e incluyen ingredientes que definitivamente tienes a mano. No te preocupes, ¡tienes esto! Asegúrese de ver también su nuevo podcast. Comprar ahora

"Cómo cocinar todo" de Mark Bittman, $ 18.59 en Amazon

Este libro de cocina ha sido la guía del cocinero casero durante muchos años y, el año pasado, se publicó la edición del vigésimo aniversario con consejos revisados ​​y nuevas recetas. Mark Bittman se enfoca en ingredientes naturales y frescos que lo dejarán no solo con ganas de más, sino también emocionado de preparar su próxima comida deliciosa. Comprar ahora

"Doce recetas" de Cal Peternell $ 27,99 en Amazon

El libro de cocina de Cal Peternell no solo es increíblemente colorido, sino que también presenta técnicas y recetas básicas que lo ayudarán a sentirse seguro en la cocina. Peternell comenzó a recopilar estas recetas cuando su hijo mayor se fue a la universidad, sin ninguna preparación para cocinar por sí mismo. Este libro es mucho más que una guía para estudiantes universitarios; es una guía para cualquiera que desee cocinar comidas saludables de forma independiente. Comprar ahora

“Libro de cocina súper fácil para principiantes ”de Lisa Grant, $ 13.99 en Amazon

Lisa Grant recopila 120 recetas de cinco ingredientes que seguro te encantarán a medida que aprendes los conceptos básicos de la cocina. También se toma el tiempo para resaltar las habilidades y técnicas culinarias que recordará en los años venideros. Comprar ahora

"Simple: El libro de cocina más fácil del mundo" de Jean-Francois Mallet, $ 16.42 en Amazon

Jean-Francois Mallet logró compilar un libro completo de recetas que consta de menos de cuatro pasos y menos de seis ingredientes. También tiene toneladas de fotos para que puedas seguirlo sin miedo a perderte. Comprar ahora

"Cook Like A Pro: Recetas y consejos para cocineros caseros" por Ina Garten, $ 14.99 en Amazon

Nadie conoce mejor su camino por la cocina que la Barefoot Contessa. El objetivo de Garten con este libro era ayudar a los cocineros caseros a encontrar su sentido de confianza en la cocina, independientemente de su nivel de experiencia. Como siempre, cumple. Comprar ahora

"Pequeñas victorias: recetas, consejos + cientos de ideas para triunfar en la cocina casera" por Juia Turshen, $ 20.05 en Amazon

Julia Turshen se centra en recetas alcanzables que te dejarán la boca agua por más. Turshen incluye recetas para el desayuno, el almuerzo y la cena, así como pequeñas lecciones que harán que su tiempo en la cocina sea más útil y satisfactorio. Comprar ahora

"El libro No sé cómo cocinar" de Mary-Lane Kamberg, $ 14.24 en Amazon

Con más de 300 recetas simplificadas, Mary-Lane Kamberg ha reunido un libro de cocina para platos que conoce y ama, pero que quizás no se sienta cómodo preparándolo por su cuenta. Incluso hay un glosario de términos de cocina para que nunca te sientas perdido. Comprar ahora

"The First Real Kitchen Cookbook" de Jill Carle, $ 11 en Amazon

Este libro puede estar destinado a estudiantes universitarios que se muden a sus primeros hogares reales, pero es genial para todos. Jill Carle demuestra que todo lo que necesita para una comida deliciosa es una estufa de cuatro quemadores y una despensa con lo básico. Comprar ahora


The Joy Of Cooking de Irma S Rombauer et al.

¡Tres autores y se ha publicado desde 1930!

Es justo decir que la longevidad de The Joy of Cooking se debe a su completo amor por la comida.

¡Actualmente contiene 4000 recetas y más de 500 recetas nuevas para la última edición!

Simplemente no puedes equivocarte con la última edición de The Joy of Cooking. ¿No nos crees?

Aquí & # 8217s lo que Chicago Tribune tiene que decir:

Con toneladas de información nueva: hay un capítulo sobre fermentación, conocimientos de seguridad alimentaria mucho más amplios, consejos sobre cómo agilizar la cocción y economizar, instrucciones sobre cómo preparar caldos y otros platos en Instant Pot, y mucho más, la edición más reciente brindará tanto cocineros principiantes y experimentados mucho para trabajar.

Chicago Tribune

Verificar La alegría de cocinar por Irma S Rombauer y col. en línea. Obtenga una copia aquí.


Contenido relacionado

Mejor ahora

Mejor ahora

3. Favoritos del restaurante Moosewood

Moosewood en Ithaca, NY es un restaurante vegetariano de fama mundial, y este libro de cocina incluye cientos de las recetas más populares que han salido de su cocina. Si bien la cocina vegetariana puede parecer un desvío para los carnívoros como yo, he estado en Moosewood varias veces (mi esposa trabajó allí en la universidad) y me encanta.

Tenemos este libro de cocina en casa y es uno de nuestros favoritos. Nos gusta especialmente la receta del burrito de camote y frijoles negros, así como el pastel de chocolate vegano. Ya sea que sea vegetariano o simplemente esté buscando algunas alternativas a base de plantas, esto es imprescindible.

4. Cómo cocinar todo: décimo aniversario

Mark Bittman Cómo cocinar todo es un libro de cocina clásico de todos los tiempos, y esta edición del décimo aniversario revisa cuidadosamente gran parte del contenido y se suma significativamente al original de 1998. Si solo va a tener un libro de cocina, este es el que debe obtener. Cada capítulo comienza con algunas recetas básicas y algunos explicadores fáciles de entender que le enseñarán las habilidades esenciales que todos los chefs caseros deben dominar.

Si bien no todas las recetas de este libro son bajas en calorías, dominar las técnicas de cocción clave lo ayudará a comprender mejor lo que contienen sus alimentos. Controle eso y será mucho más fácil tomar decisiones más saludables cuando esté preparando su próxima comida.

5. Cocina súper natural

Siguiendo con el tema saludable, amigable para la noche de la semana, Cocina súper natural de Heidi Swanson es un libro de cocina para cuando quieras una comida saludable con prisa. Este libro está bellamente fotografiado y repleto de recetas increíbles como el tazón de sushi y los agradables "frijoles y verduras".

Uno de los mejores aspectos de este libro es la atención que presta a cosas que van más allá de las recetas, incluidas las alternativas saludables a los aceites, harinas y edulcorantes baratos y procesados ​​que se encuentran en la mayoría de las cocinas. Le ayuda a construir con éxito una despensa más saludable con anticipación, lo que significa que puede preparar una comida más saludable sin tener que hacer un viaje adicional al supermercado.

6. El libro de pan de Tassajara

Si alguien en su vida hornea pan con este libro, probablemente ya lo sepa. Este es un clásico de todos los tiempos de la década de 1960 y una excelente guía para hornear sus propios panes, panecillos y pasteles dulces y salados. Si bien el pan definitivamente está fuera de lo que la mayoría de la gente considera "cocina saludable" en estos días, tiene su lugar con moderación.

Las recetas de pan saludable que se encuentran en este libro están perfectamente adaptadas, incluso para principiantes, y hornear su propio pan generalmente significa que obtiene un producto más saludable, con menos conservantes de los que obtiene con la mayoría de los panes comprados en la tienda. Lo mejor de todo es que el enfoque zen del horneado del libro le dará una mayor apreciación por un alimento básico injustamente ridiculizado.

7. El chef desnudo

Este clásico de Jamie Oliver es lo más realista posible cuando se trata de libros de cocina. El libro en sí es un poco más antiguo, pero las recetas son accesibles y súper adaptables. Este enfoque le permite aprender algunos platos clave y luego probarlos para producir alternativas más saludables con las que se sienta cómodo preparando.

Como era de esperar de un libro de cocina más generalista, las recetas aquí cubren una amplia gama de gustos y recetas como los tagliatelle de remolacha con pesto, mejillones y vino blanco parecen particularmente populares. Al igual que con la mayoría de nuestras selecciones, se trata menos de elegir recetas que sean solo súper saludables y más de establecer una dieta más saludable y sostenible para usted.

8. Mesa provenzal de Lulu

Llamar a éste un "libro de cocina" parece un flaco favor. Si bien este libro presenta más de 100 recetas de la época de Richard Olney en Francia, el libro se centra en la cocina de Lulu Peyraud, propietaria y operadora del viñedo Domaine Tempier. El libro es rico en detalles sobre la vida hogareña allí, con una larga historia de la región y pequeños detalles que revelan cuán profundamente gira la cultura en torno a la cocina.

Como lo expresó un miembro de la familia de Reviews.com: "Este libro estableció en gran medida la plantilla de cómo como hoy. No es un libro de cocina vegetariana, pero las recetas de verduras son tan excepcionales que han ocupado un lugar central en mi mesa durante casi 15 años. Las recetas de Crespeu (o tortilla plana) fueron las primeras en llamar mi atención y todavía están en mi rotación semanal de cenas ".

9. ¿Cómo puede ser libre de gluten, Vol 2

Ya sea por elección o por prescripción médica, cada vez más personas eliminan el gluten de sus dietas. Varios miembros de nuestro personal y sus seres queridos no pueden consumir gluten, por lo que somos conscientes de lo desgarrador que puede ser tener que evitar sus comidas favoritas. Este libro de los expertos experimentadores de America's Test Kitchen es un verdadero salvavidas y una lectura esencial para cualquiera que no pueda comer gluten.

Entonces, ¿por qué un libro con rosquillas en la portada está en una lista de libros de cocina saludables? Porque el aumento de la conciencia del gluten ha llevado a una amplia gama de productos sin gluten en los estantes de las tiendas, muchos de los cuales están llenos de azúcar y grasa adicionales para mejorar el sabor. Este libro le enseña cómo hacer alternativas sabrosas y sin gluten a muchas de sus comidas favoritas sin tanta basura. El volumen 2 también incluye muchas recetas sin lácteos, ya que existe una alta correlación entre la enfermedad celíaca y la intolerancia a la lactosa.

10. Fingir sopa

Hacer que los niños pequeños se emocionen por comer alimentos sanos y caseros puede ser brutal. Cuando casi todos los alimentos favoritos de los niños son el helado y la pizza, la coliflor y las frutas frescas simplemente no tienen el mismo atractivo. Pretend Soup es ideal para las personas que desean enseñar a sus hijos el valor de cocinar en casa, con recetas para niños que incluyen principalmente alimentos integrales como frutas y verduras.

Escrito por la estimada autora de libros de cocina Mollie Katzen, este libro puede hacer que los niños pequeños aprecien más todos los alimentos, incluidas las verduras. Las recetas no siempre son súper saludables, pero la perspectiva sí lo es, y eso es lo que cuenta.

11. Súper comida diaria

El libro de 2015 del chef Jamie Oliver ya se encuentra entre los libros más populares para aquellos que buscan cocinar más y comer de manera más saludable. Al igual que con nuestras otras recomendaciones, se trata menos de recetas ultra bajas en calorías y más de tomar decisiones equilibradas y saludables que usted y toda su familia disfrutarán.

Una de las características (lamentablemente únicas) de este libro de cocina es la inclusión de desgloses nutricionales de cosas como calorías, proteínas, grasas y porciones de frutas y verduras. Eso puede atenuar su entusiasmo por algunas de las recetas más indulgentes, pero es de gran ayuda si está contando calorías o tratando de traducir una receta para un programa de pérdida de peso.


7 consejos para iniciar su propio club de libros de cocina

¿Sabes qué es mejor que salir a comer con tus amigos? Cocinar con tus amigos. Y, sin embargo, es muy fácil caer en la rutina de cocinar solo entre semana y cenas preparadas los fines de semana. ¿La solución? Un club de libros de cocina.

Un club de libros de cocina lo llevará de regreso al gran pasatiempo nacional de la cocina comunitaria, y finalmente lo ayudará a cocinar con todos esos libros de cocina que ha estado acumulando. También es ridículamente divertido y aprenderás un sinfín de trucos viendo cómo tus amigos hacen una receta.

Su club de libros de cocina puede ser una comida compartida, donde todos cocinan con anticipación y luego comparten el botín, puede ser un día de cocina, donde compra con anticipación pero se presenta listo para cocinar y comer en grupo o puede ser un día de preparación, donde cocinan juntos a granel y luego se envían a casa con porciones adicionales para almacenar en el congelador.

Elija lo que elija, tendrá que decidir estas siete cosas antes de empezar a cocinar

1. Elija los miembros de su club de libros de cocina.

Sí, debes elegir a tus amigos favoritos, pero también considerar cuánto les gusta cocinar y qué les gusta cocinar.

Desplácese mentalmente a través de sus personas favoritas y haga las siguientes preguntas: ¿Quién es más aventurero? ¿Quién tiene más conocimientos? Who loves the same restaurants that I do? Who has dietary restrictions I can live with? Don’t rush this — you can’t have a great cookbook club without people who love food in the same way you do.

Next, decide how many friends to invite. Cooking club experts Polly Conner and Rachel Tiemeyer, authors of From Freezer to Table, recommend capping your club at six people. More than that becomes a literal case of too many cooks in the kitchen.

2. Agree on the boundaries.

Here’s a scenario: You’ve rounded up your cookbook compadres and someone suggests cooking from Cocina modernista for your next meeting. Now, panic.

Or, you can skip the cold sweat and set your boundaries upfront. Is your cookbook club about discovering weeknight favorites? Trying new techniques? Sourcing uncommon ingredients? Stocking the freezer?

Talk to your club about what would most excite them and what they really need, then choose a theme that hits that sweet spot.

3. Be honest about how often you can meet.

The beauty of a club is that you see each other in real life, but that takes scheduling — a lot of it.

Will you meet every few weeks, every month, or every few months? Will you skip December or break in August? Will you meet every second Tuesday, or choose a new date each month?

Decide how often your club will meet, then downgrade that by 20 percent. Trust me: Overscheduling is the surest way to kill excitement. And if everyone bails at the last second because the schedule is too much, your club will start to feel like just another pressure instead of a party.

4. Decide where to meet.

Once you know when you’ll meet, discuss where you’ll meet. If you’re cooking together, be realistic about who has the best kitchen. No shame in defaulting to the friend with the gas stove!

If it’s a potluck, discuss who has the most oven space, who has the largest table or number of chairs, or who might have a partner who can play dishwasher.

Of course, you can rotate locations so everyone has a chance to host, but having a space that’s conducive to eating and drinking will make for the most fun.

5. Agree on how you’ll pick cookbooks.

Picking each book is where things can get scrappy. There are two ways to set up your electorate system: rotating dictatorship or popular vote.

Rotating dictatorship: Assign one person to each meeting, and let them pick. This is great if your group is adventurous, and you want to try cookbooks you wouldn’t have picked up yourself. It’s also the most efficient method, since you won’t have back-and-forth about the selection.

Voto popular: Allow each member to nominate a cookbook and then vote. ¿La captura? You can’t vote for your own pick. If there’s a tie, hold a runoff election. This option is great if your friends have similar tastes, and you want more say in the selection.

Some Cookbook Suggestions

6. Get great cookbook deals.

Here’s a secret of cookbook clubs: Many cookbook publishers offer bonuses for bulk orders, meaning that your club could get fun stuff like extra recipes and printables or swag like wooden spoons and aprons. You do have to preorder, though, so research which cookbooks are releasing soon, then visit the author’s or publisher’s website to see if bonuses are available.

Another money-saving tip is to look for e-cookbook deals. If you don’t already have a cookbook hoarding problem, you’re about to. But with a digital cookbook you can find a recipe without sacrificing an inch of your precious bookshelf. The newsletters of sites like Taste and BookBub offer cookbooks at deep discounts (think: .99 to $3.99). And that means more money for a fancy cheese plate!


Make the Most of Your Farmers Market

There’s no doubt about it, a visit to your local farmers market is a great way to spend a summer morning. A kaleidoscope of vibrant colors and a mélange of earthy aromas awaits you. But sometimes that can be a problem. It’s tempting to consider your farmers’ market more of an open air art exhibit, rather than a shopping experience. And it can be a challenge to figure out what to do with so many unusual fruits and vegetables, from purple carrots to wild greens. This explains why you spy so many empty-handed “window shoppers” at farmers’ markets. What a shame! Your local farmers market can serve as an inspiration for delicious, healthy meals that focus on whole plant foods all year long. And farmers markets offer more benefits than meet the eye.

“The fundamental benefit of a farmers market is the one that is least visible and perhaps the most poignant in today’s current polarizing environment: farmers markets keep the tax base closest to home. Dollars spent locally with vendors who grow and operate in a local community, benefit a local community,” says Amanda Archibald, R.D., dietitian and founder of Field to Plate, a food education company that focuses on sustainable, fresh foods.

Archibald explains that farmers markets also allow you to take part in a conversation on foods. When you visit a booth at the farmers market, you can ask the farmer where and how he or she grew the food. That’s difficult to do in the supermarket produce aisle. ¿Mejor de todo? “Farmers markets deliver nutrient-rich, flavorful food harvested a few short hours before your purchase it. Most farmers markets get food to your plate without the need for a ‘sell by’ date,” says Archibald. If your refrigerator is stocked with nutrient-rich fruits and vegetables, picked at their flavor and nutrient peak, you’re more likely to include more antioxidant-rich, disease-protective fruits and vegetables in your daily diet.

With so many reasons to shop at your local farmers market, it’s time to schedule your next trip with this handy guide. Wondering where to find your nearest farmers market? Visit the U.S. Department of Agriculture’s listing of farmers markets here.

Make the Most of Your Farmers Market with these Top 6 Tips

Local foods expert, Amanda Archibald, R.D., offers these tips to turn your next farmers market shopping experience into a success.

1. Buy produce that appeals to you. Keep in mind how much your family will consume over the week.

2. If you’re not a cook who can master preparing any produce you bring home, learn what’s in season before you visit the farmers’ market. Have some basic ideas of ingredients you’d like to purchase for your favorite dishes.

3. Once you’re home with your produce bounty, keep it fresh with these tips:

  • Soak all leafy greens, then pat or spin dry before storing in refrigerator.
  • Refrigerate berries and wash just before serving.
  • If fruit is very ripe, eat immediately or slow down ripening by refrigerating it (note that refrigeration can make some fruits, like peaches, mealy.)

4. Turn any seasonal fruit or vegetable purchase into a shining success with these culinary techniques:

  • Drizzle a simple vinaigrette dressing over beautiful salad greens.
  • Prepare greens by boiling, steaming, or sautéing with a small amount of olive oil, herbs and garlic.
  • Roast a variety of fresh summer vegetables (as well as root vegetables during the winter) in a shallow, oven-proof dish drizzle with a simple dressing, and roast at 400 F until crisp-tender.
  • Preserve fresh berries by freezing them or making jams and jellies to extend the season.
  • Preserve stone fruit like plums, peaches or cherries by freezing or canning—to enjoy them all year long.

5. If you end up buying too much produce, preserve it, or share it with a friend or neighbor. If it ripens before you can use it, compost it and give it back to the earth it came from.

6. Include a few great cookbooks that focus on fruits and vegetables in your library, such as:

  • “Vegetarian Cooking for Everyone” by Deborah Madison
  • “From Asparagus to Zucchini” by the Madison Area Community Supported Agriculture Coalition
  • “How to Cook Everything: Vegetarian Cooking” by Mark Bittman
  • “A Year in a Vegetarian Kitchen” by Jack Bishop
  • “The Accidental Vegan” by Devra Gartenstein

For some of my favorites farmers market recipes, check out these:

Written by Sharon Palmer, MSFS, RDN on February 7, 2011 Updated on February 25, 2020


Cocinando

Summer’s homesteading how-to’s and grilling guides have given way to fall’s fearlessly bountiful lineup. It’s the time of year when big chefs send out their big books and publishers release doorstoppers that will have U.P.S. trucks listing with the weight as they leave the warehouse. It’s also the time for really useful books that will nudge you deeper into the winter kitchen to discover (or rediscover) the secret to no-brainer bread — or find out how much more your co-workers will like you if you bring in a “Naughty Senator” cake.

Let’s start with the biggest American chef with the biggest book. Thomas Keller is a pro at translating his restaurant menus into lavish cookbooks for the advanced home cook. His latest, AD HOC AT HOME: Family-Style Recipes (Artisan, $50), written with Dave Cruz, Susie Heller, Michael Ruhlman and Amy Vogler, serves up cozy dishes from his “casual” restaurant, Ad Hoc, a set-menu, elbows-on-the-table spot in Yountville, Calif., where the meatballs and fried chicken are inarguably better than your mother’s. Keller loosens up accordingly — or at least as much as the country’s most obsessive chef can — with hand-holding tips (how to extract more meat from a lobster, snip the ends of green beans with scissors or use a No. 12 Parisienne melon baller to prettily pit cherries — naturellement!) and pictures of him looking sheepishly “ad hoc” in front of kooky chalkboard illustrations. Keep in mind that in Keller-ese, “casual” doesn’t mean “effortless.” The idea for Ad Hoc may have been born from staff meals, but let’s consider the staff.

There are straightforward dishes like tomatoes with mozzarella — homemade mozzarella. And you will truly aspire to make them. Do you have a day? Chicken soup with dumplings, “a simple, satisfying” dish, requires seven pots for what is ostensibly a one-pot meal. The celery is cooked differently from the carrots. El pâte-à-choux dumplings are trimmed with scissors. The result was satisfying and elegant, but what isn’t when a soup course calls for a stick and a half of butter and you have a staff of dishwashers? Ditto the mozzarella-stuffed meatballs. I tracked down, then ground, the four required cuts of meat made the breadcrumbs and slow-roasted the tomato sauce while my husband hand-cut pappardelle. ¿El resultado? How do you say “Meh!” in Italian? But I will persevere: chocolate chip cookies and blowtorch prime rib roast beckon. And jars of Keller’s “Lifesavers,” like fennel mustard and tangerine-kumquat marmalade, will make great gifts. Hey T. K., when are you opening that burger joint? I need to start polishing sesame seeds.

Gordon Ramsay has also set out to prove he can cook like the little people, via a book of homey recipes that can actually be cooked at home. By you. Because when he’s not humiliating the BLEEP out of the BLEEPing contestants of “Hell’s Kitchen” before eight million viewers, he’s apparently eating “posh kedgeree” and fish curry with his friends and BLEEPing family. Seeing Ramsay’s jack-o’-lantern maw and reading the words Gordon Ramsay and COOKING FOR FRIENDS (Morrow/HarperCollins, $35) elicits a nervous titter. Gordon, you’ve built a career out of being a first-class . . . chef. Now you want us to believe you still have friends? To judge by the (lovely) pictures inside, he has six: they appear throughout in almost identical shots, as does Ramsay, who apparently didn’t have more than an afternoon to pose for the camera.

But the food! It’s nice! Stuff you’d like to make — and actually can in a reasonable amount of time — from an international menu of comfort foods and slightly more ambitious fare: Thai-style fish cakes with sweet chili sauce, wild mushroom tarts in a walnut-Parmesan crust, lamb shank cassoulet. The recipes, written with Mark Sargeant and Emily Quah, are clear and not scary in the least. Chef Ramsay, I stand corrected. You may step back in line.

One of the most talked-about restaurant books of the season is David Chang’s MOMOFUKU (Clarkson Potter, $40). In five years, this 32-year-old New York chef has built an empire on inspired, porky excess. Chang’s Virginia upbringing, upscale restaurant experience and love of certain Korean and Japanese flavors result in the kind of dishes that will jam your eyeballs into the back of your head, like brussels sprouts with bacon and kimchi puree. This fawningly produced book, written with the former New York Times “$25 and Under” reviewer Peter Meehan (who contributes the Grass Fed column to the blog of T: The New York Times Style Magazine), is fueled by Chang’s hard-core attitude and punctuated with a “Hell’s Kitchen” season’s worth of unprintable words. The dude’s intense, and he wants you to know it. The food is intense, too, especially as the recipes increase in difficulty as the chapters move up the Momofuku restaurant scale, from Noodle Bar to Ssam Bar to Ko.

It’s exciting to think that thousands of American kitchens will soon be stocked with dashi, kochukaru and fish sauce. It’s even more exciting to think that some people will confit chicken wings in five cups of pork fat and attempt the cassoulet-level marathon that is Momofuku ramen. For those just in it for the coolness (or without access to an Asian market), you don’t need to make tare or ramen broth: the easy ginger-scallion sauce and ­miso butter are keepers. In both food and tone, “Momofuku” encapsulates an exciting moment in New York dining. In 20 years, when we’re all eating McKimchi burgers and drinking cereal milk, we’ll look back fondly on the time when neurotic indie stoners and their love of Benton’s bacon changed the culinary landscape.

Heston Blumenthal, the chef of the three-Michelin-starred Fat Duck in Bray, England, is a brilliant obsessive of another school. Not afraid to geek out, he’s just as curious about how sound affects taste (diners who order a dish called Sound of the Sea listen to an iPod playing waves) as he is about 17th-century English cuisine. Last year, he oversaw the publication of “The Big Fat Duck Cookbook,” written with Pascal Cariss — 11.6 pounds and $250 worth of engagingly written personal history, scientific research and recipes from his lab. . . . I mean kitchen. Republished as the somewhat more portable and accessible FAT DUCK COOKBOOK (Bloomsbury, $50), it now weighs in at just under six pounds. A lavish extravaganza larded with cartoons and Ralph Steadman-esque illustrations by Dave McKean, the book downloads everything in Blumenthal’s head (which is a lot), including recipes for already legendary dishes like snail porridge as well as ­nitro-scrambled egg and bacon ice cream. If your dream cuisine involves liquid nitrogen and a rotary evaporator, Blumenthal’s your bloke.

Molecular gastronomy didn’t kill Gourmet magazine. The dump-and-stirrers did. Still, the timing of GOURMET TODAY: More Than 1,000 All-New Recipes for the Contemporary Kitchen (Houghton Mifflin Harcourt, $40), compiled by the magazine’s editor, the former New York Times food critic Ruth Reichl, is tragicomic: the book was published two weeks before the magazine was shuttered, its staffers given 48 hours to clean out their desks a sticker on the cover offers a free subscription with purchase. But what a great final act. “Gourmet Today” offers a thoughtful, thorough portrait of the way Americans are eating, documenting a cuisine that seamlessly incorporates ethnic ingredients, farmers’ market produce, vegetarian entrées and quick-cook staples — plus plenty of cocktails. This big green book isn’t the big yellow one you bought your mom for Christmas ’04. Not with recipes like Korean bulgogi, farro risotto with cauliflower or Afghani dumplings. Your mother might not make the recipe for David Chang’s Momofuku pork belly buns, but chances are she’d try the pork chops with fennel-pomegranate salsa, and you should, too. Like many of the dishes in the book, it’s simple, satisfying and pretty au courant. Thank you, Ruth Reichl. Come back soon.

This season, the 1,000-plus recipe category also includes books of French and Italian cuisine. I KNOW HOW TO COOK (Je Sais Cuisiner) (Phaidon, $45) was written in the early 1930s by the Sorbonne home-economics teacher Ginette Mathiot, who was tapped to compile a comprehensive collection of recipes for young brides. The resulting 1,400 recettes tick through the French repertoire, from abricots à l’anglaise to zephyr veal scallops, and are written in a brisk, authoritative manner that assumes the reader does indeed know how to cook. As Mathiot wrote in the original introduction, “A good cookbook must only offer useful information.”

With up to six recipes per page, this translation by Imogen Forster is more “Joy of Cooking” than “Mastering the Art of French Cooking.” Like “Joy,” Mathiot’s book has been updated through the years. Considerable visual charm aside, it earns its chunk of shelf space with unfamiliar vintage dishes like potage à l’aurore, sauce bâtarde and sheep’s foot rémoulade. You’ll have to make them on faith, like the chocolate cake that requires grating rather than melting chocolate. It wasn’t the chocolate cake I had envisioned (i.e., a brown one), but given the mystery factor and brisk instructions, it was a pleasant surprise nonetheless. Under Mathiot’s guidance, the vanilla soufflé did exactly as told, which is really all you can ask.

Twenty years after Mathiot’s brides entered the kitchen, members of the Italian Academy of Cuisine began gathering 2,000 recipes from nonnas, farmers and other cooks in order to document the roots of the country’s classic dishes. If you’ve traveled in Italy, you’ve probably wondered why, say, pasta with chickpeas is made differently in towns 10 kilo­meters apart, or why you never found that spice cake you loved in Terni anywhere else. That’s because Italian cooking isn’t just regional, it’s microregional, as Jay Hyams’s translation of LA CUCINA: The Regional Cooking of Italy (Rizzoli, $45) proves to fascinating effect.

The book packs in so many recipes there’s no room for bucolic back stories, photos or detailed instructions. And, this being an Italian book, organization isn’t a strength. Recipes within a section aren’t alphabetized or grouped by ingredient or region, so if you’re looking for a bean soup, it’s best to hunt through the ingredients appendix. But what delicious, oddball treasures you’ll find: Trentino-style hare braised in spiced red wine, black polenta, stuffed lasagna and five varieties of bread soup. O.K., so the donkey and cabbage stew doesn’t translate beyond Piemonte, but picking and preparing dishes at random will prove an enjoyable game for a winter’s day.

The editor Judith Jones has introduced millions of Americans to the joys of global cooking during her 50-year (and counting) tenure at Alfred A. Knopf, starting with “Mastering the Art of French Cooking” and continuing to this day. Now 85 and a widow (and writer), Jones has re-examined what making dinner means when you’re “only” cooking for yourself, and has concluded that it’s a delight: “I open up the wine and light the candles, turn on some music, and give thanks.” Her wise pep talk of a cookbook, THE PLEASURES OF COOKING FOR ONE (Knopf, $27.95), is also a manifesto: she encourages readers to experience food with all the senses and to pester supermarkets to sell individual cuts of meat rather than giant value-pack sizes that are downright discriminatory.

Jones is a dyed-in-the-ragg-wool Yankee: nothing goes to waste, and portion sizes are controlled. So each small-scale recipe is followed by pointers on what to do with that 14-ounce skirt steak in the days to come. (How about beef with sauce gribiche, followed by a gratin of beef, mushrooms and breadcrumbs?) “A potato dish for Julia” and boeuf bourguignon are things she could cook in her sleep (that’s good), and corn and salmon pancakes and “a small meatloaf with a French accent” are simple pleasures indeed. Those who’ve taken to takeout rather than gorging on recipes designed to feed four to six will find this restorative book an encouraging friend in the kitchen.

Speaking of manifestoes, Jim Lahey, the owner of New York’s Sullivan Street Bakery pizzeria, staged a baking coup with his no-knead bread recipe. Mark Bittman’s 2006 article about it in The Times probably sold more Le Creuset cast-iron casseroles than Julia Child’s coq au vin. Lahey reminds people whose recipe it was with his humbly titled MY BREAD: The Revolutionary No-Work, No-Knead Method (Norton, $29.95), written with Rick Flaste, formerly the editor of The New York Times’s Dining section. If you haven’t tried it already, it es life-­changing: Stir flour, water, yeast and salt for 30 seconds. Let rise overnight. Scrape dough into a round and let rise for another hour or two. Shape and bake in a covered pot. You’ll get a perfect loaf, even if it means smoldering holes in your oven mitts.

Lahey offers a few spins on his flawless boule: carrot bread, coconut-chocolate bread, olive bread, fennel-raisin bread. And there are recipes for things to make with said bread, fresh and stale. But the second-best thing about this book is that Lahey demystifies the pizzas that made his name when he opened his first bakery in SoHo. The crisp, Roman-style slices — topped with every­thing from cauliflower and red pepper flakes to potatoes and rosemary (my former breakfast staple) — now sell at Dean & DeLuca for $5 a slice. But guess what? Lahey gives away the store, telling you how to make a whole, identical pizza for less. Novices will find the dough-shaping instructions on the minimalist side. But keep on stretching: perfection awaits. If you’re coming to my house for drinks in the next year, you know what you’ll be eating.

And now, dessert. Karen DeMasco won a James Beard Award as the pastry chef overseeing Tom Colicchio’s Craft-pire until jumping ship to Locanda Verde last spring. Like Claudia Fleming, her mentor at Gramercy Tavern, who wrote the near-perfect “Last Course,” DeMasco has (along with her co-author, Mindy Fox) written a book of sweets to savor, the title of which — THE CRAFT OF BAKING: Cakes, Cookies and Other Sweets, With Ideas for Inventing Your Own (Clarkson Potter, $35) — underlines the way in which book publishing works (i.e., very slowly).

DeMasco layers the homey foundation of her childhood favorites with the spontaneity she honed working in seasonal-­ingredient-driven kitchens and a love of modern touches. And so her grandmother’s cashew brittle becomes cacao nib brittle, which gets sprinkled onto a chocolate hazelnut panna cotta. She encourages readers to build and vary their craft, suggesting tips, twists and jumping-off points. That brioche pain perdu would, for example, be great with a scoop of caramel ice cream or a dollop of lemon curd. Recipes vary from adult comfort foods like butterscotch cream pie with gingersnap crust, brown-butter ice cream and chocolate custard tart to kid-friendly doughnuts, raspberry granola bars and s’mores (with homemade grahams, natch). This is the woman who brought the ’Wichcraft peanut-butter sandwich cookie into the world. I will do whatever she tells me.

Don’t look for any restaurant credentials or fancy farmers’ market ingredients in ALL CAKES CONSIDERED (Chronicle, $24.95). Melissa Gray’s sassy-pants prose will inspire even food snobs to shamelessly lube a tube pan with Pam before pouring in Crisco-filled batter. Proof that a good idea and a catchy title will still get you somewhere — as will knowing your audience — Gray, a producer for the National Public Radio program “All Things Considered,” parlayed her status as the office Cake Lady into a book deal.

A taste of Martha Washington’s “great cake” at Mount Vernon gave rise to Gray’s cake project, in which she perfected a sweet a week for her colleagues. The book’s retro-kitsch design sets the mood for recipes like sweet-potato pound cake, Stephen Pyles’s heaven and hell cake, and Spanish meringue cake. A year’s worth of favorite recipes are here, in order of difficulty.

Gray’s snappy Southern story­telling drives every recipe, whether it’s the “collective cake-gasm” caused by a coffee cake, or the political shenanigans that led to the Naughty Senator cake (thank you, Larry Craig). Her chattiness runs from the titles — Dark-Chocolate Red Velvet Cake: For Those for Whom Plain Red Velvet Cake Is Too Jejune — to the instructions: the Procrastinatin’ Drunken Monkey Banana Bread features a “new technique alert!” for plumping dried fruit with rum. She unapologetically worships Dorie Greenspan and Paula Deen in equal measure, takes recipes from old church cookbooks, “To Kill a Mockingbird” and Southern Living magazine, and has a ball throughout. May a thousand Cake Ladies arise from this project. ¿Quién sabe? Media-related cookbooks could save the industry. Here’s looking forward to The New York Review of Cookies.


When it comes to Italian cooking, I use this bible much like Mark’s Cómo cocinar todo — as a reference, though as the authority on Italian cooking, I love this book, period. I’ll use it to look up pasta shapes to use with which sauce or the real way to make osso buco or how to make Bolognese, or Carbonara, or even the fundamentals.

I feel some shame using the Instant Pot, like it’s the Casio synthesizer of cooking— even though it’s nothing like this and it’s perfectly acceptable. I’ve definitely used it more often during the pandemic, for everything from hard-boiling eggs to making soup or yes, dog food. So far, I’ve taken a more literal approach to using it, though I’ve recently bought The Instant Pot Bible as much for the notes on how to coax more from the gadget. That book has some recs that I’m curious about but I’m not so much of a cheesy-beer-and-broccoli-soup kind of cook, and there are a lot of recipes like that in it. So I’ve stuck to Melissa’s sliver of a collection from 2017 that still speak to me, from basic rice dishes or tahdig, to black beans or garlicky Cuban pork.

There are also a handful of books I’m fairly certain I won’t cook from soon — I have to buy an entirely new pantry for some and, like, making Chinese breads, for example, isn’t exactly the best activity when you have a 9-month-old puppy as I do. But I can’t keep my hands off these books — Pok Pok Noodles by Andy Ricker, Carpatia by Irina Georgescu, Red Sands by Caroline Eden, Beyond the Great Wall by Jeffrey Alford and Naomi Duguid, Cathy Erdway’s El Food of Taiwan (which is super accessible I have no idea why I’m not cooking from it more), Meals, Music, and Muses by Alexander Smalls, and The Book of St. John by Fergus Henderson and Trevor Gulliver, as well as Margot Henderson’s You’re All Invited.

I guess this makes me a lazy cook, but at the moment but I’m trying to be less self-critical and be OK with embracing food writing as armchair travel. It’s the pandemic. What else can we do?


Ver el vídeo: Hojaldrinas caseras